Instalación de puertas anti okupas

Las cerraduras y puertas anti okupas son buscadas por quienes pretenden, para locales, oficinas o viviendas temporalmente abandonadas, una protección contra los intentos de allanamiento de ladrones y ocupas.

Se trata de puertas con perfilado anti palanca, cerradura de tres puntos de borjas con pernos de anclaje y chapas anti taladro, hoja de chapa de acero de 2 mm y otras características que la convierten en la mejor opción para espacios que pueden ser allanados. Estas puertas se instalan sobreponiéndose al marco de la puerta original.

No pueden forzarse ni desde fuera del edificio ni desde dentro y son una opción mucho más fácil, rápida y cómoda que tapiajes con ladrillos.